¿Cómo pedir una licencia de obras?

Si quieres sacarle partido a tu inmueble seguro que estas pensando en reformar algún espacio. En Brickbro te contamos cómo pedir un permiso de obras.

Pedir una licencia de obras

Marketing

Última modificación: 4 octubre 2021

Si estás pensando en cómo sacarle partido a tu inmueble, lo más seguro es que hayas pensado en reformar algún espacio o realizar una obra. Construir un lugar nuevo puede ser un reto pero siempre permite obtener un inmueble más agradable y acorde a tus necesidades. Para ello, es imprescindible pedir una licencia de obras, ¿sabes cómo pedirla?

El permiso de obras es una autorización necesaria que permite dar inicio a una obra y asegurar la legalidad de esta actividad. Con este documento podrás realizar cualquier tipo de reforma en un activo inmobiliario, ya sea un local comercial, una oficina, una vivienda o una nave industrial. En primer lugar, debes tener en cuenta que pedir la licencia es necesario para cualquier tipo de reforma aunque esta sea pequeña y sencilla. 

Para gestionar el documento, deberás solicitarlo en el ayuntamiento de tu comunidad autónoma, ya sea, de forma presencial o en línea a través de la Sede Electrónica. Tendrás que comunicar el tipo de obra que vas a realizar y entregar algunos papeles relacionados con el inmueble. Normalmente, se distingue entre dos tipos de permiso de obras: obra mayor y obra menor.

¿Qué obra vas a realizar?

Con la reforma de un inmueble puede ser que realices una obra mayor o una obra  menor. A continuación te explicamos la diferencia entre ambas:

Una obra mayor es considerada aquella que implica:

En cambio, se considera una obra menor aquellas que implican:

En ambos casos, el ayuntamiento será quien se encargue de confirmar el trámite y la liquidación de las tasas que, una vez pagadas, permitirán tramitar la licencia. 

Documentación necesaria

Además, necesitarás preparar algunos documentos en caso de necesitarlos para la reforma:

Importe a pagar al pedir una licencia de obras

El coste del permiso variará según la comunidad autónoma en la que te encuentres. Algunos ayuntamientos optan por establecer un precio fijo y otros lo determinan en función de la obra a realizar. Por lo general, se hace el pago de tres tasas distintas: el impuesto sobre construcciones (oscila entre el 2% y 4% del coste de la obra), la prestación de servicios urbanísticos y la utilización privativa del dominio público local.

De todos modos, el pago de las tres tasas depende del tipo de obra que vayas a realizar y puedes quedar exento de pagar alguna. Por ejemplo, en caso de no necesitar ocupar una zona del dominio público no será necesario realizar ese abono.  

Ahora ya sabes cuales son los pasos a seguir para pedir una licencia de obras. El siguiente paso es lanzarte al mercado y obtener un activo para reformarlo a tu gusto y crear un lugar especial. ¿Te atreves? Desde Brickbro te ayudamos a encontrar lo que estás buscando para crear el proyecto que necesites. ¡Contáctanos!